07 septiembre 2005

El Diablo.



La vi sentada en el suelo. Con la espalda apoyada en la pared, abrazada a sus piernas encogidas y pegadas al pecho. De sus ojos brotaban amargas lagrimas y no parecia tener consuelo alguno. Al mirar a sus ojos, senti un escalofrio, por su frialdad.
Me sente a su lado en silencio y le acaricie el pelo. No me rechazo, pero tampoco la reconforto. Al fin saque las fuerzas suficientes, para preguntar que le angustiaba con tanta amargura. Sin mirarme a la cara me relato su penar.
-He hablado con el Diablo. Quise venderle mi alma. A cambio le pedi que me dejara verle dormir, para velar por sus sueños. Que me escondiera tras el espejo en que se mira cada mañana, para luego meterme en el bolsillo de su camisa y pasar el dia escuchando su corazon.
El Diablo me miro con una risa burlona dibujada en su cara, y me dijo:

-Gustoso aceptaria tu oferta, pero el se adelanto. Me ha vendido su alma y solo me ha pedido, que no sepas nada de el.
Seguidamente se levanto y sin decir una palabra mas se marcho. Mientras se alejaba escuche como se le cristalizaba el corazon.

6 Comments:

Blogger Nocheoscura said...

Sin palabras... precioso.

8/9/05 18:36  
Anonymous Anónimo said...

Estoy pensando, desde que ayer leí tu relato, qué comentar...pero me ha impresionado tanto, que me quedé sin palabras. Creo que a más de uno de tus "lectores"le ha pasado lo mismo. Enhorabuena.
Navarra.

9/9/05 09:06  
Anonymous Anónimo said...

a mi

9/9/05 13:22  
Anonymous sonela said...

Como dice Nocheoscura, aquí nos has dejado mudos.
En este post me has dejado alucinada...creo que esa es la palabra.
Besos quitándose el sombrero.

10/9/05 13:17  
Anonymous Anónimo said...

escalofriante forma de presentar el amor verdadero y el verdadero reproche. muy bueno
s.p.

10/9/05 13:20  
Anonymous white said...

PRECIOSO

14/9/05 19:28  

Publicar un comentario

<< Home